14 de noviembre de 2010

Ceguera temporal?


Hay una palabra que me encanta, no se bien el por que, pero la uso seguido sobretodo cuando encaro un proyecto o cuando comienzo a soñar, esa palabra es VISIÓN.
Que lindo regalo de Dios es poder admirar con nuestros ojos los paisajes, las cosas, las personas... pero, que pasa cuando esa visión falla, cuando ya no podemos ver. No puedo culpar a mis ojos de que no puedan ver, todos alguna vez hemos sufrido ceguera temporal… te preguntaras de que estoy hablando… pero deja que me exprese un poco mejor.

Dice un famoso refrán, no hay peor ciego que el que no quiere ver… y cuantas veces somos ciegos y no queremos ver lo que esta tan claro a la vista de otros. Quiero defender de alguna manera por así llamarlo, a todos los que alguna vez estuvimos en esta circunstancia, si quizás me este justificando, pero a veces el amor nos deja un poco ciegos… recuerdo ese relato de los sentimientos jugando a la escondida donde el amor y la locura se esconden en una rosa, y por esas cosas de la vida, el amor se pincha los ojos con la espina de la rosa y la conclusión a la que arriba el relato es que el amor es ciego y la locura lo acompaña a todos lados…

Hace poco he vivido una situación en la que una persona (calculo enamorada) me hizo cargo de algo de lo que no tengo nada que ver, y analizando y hablando del tema (siempre sin dar nombres porque entraríamos en un chusmerio que no es mi estilo) me di cuenta de CUAN CIEGOS SOMOS LOS SERES HUMANOS A VECES que necesitamos culpar a otros para no ver o reconocer que somos nosotros los que tenemos problemas…



Hay quienes de alguna forma u otra, quieren ayudarte a salir de la ceguera, pero debes estar dispuesto a escuchar lo que tienen para decirte. Me pasó que cuando le dije a esta persona lo que pasaba en lugar de escuchar, me ataco. Es por cierto bastante difícil aceptar que estamos ciegos y por eso preferimos preparar la artillería para atacar.
Es nuestra acción la que puede ayudar al otro a “salir de la ceguera”, aunque los insultos y sus palabras nos hayan herido, con todo el amor del mundo (que difícil es poner la otra mejilla) debemos ayudar al otro a ver la falta que no ve y que, sin duda alguna, atenta contra él mismo.
Y te preguntaras ¿para que corno la ayudo? que se mate o se de contra la pared sola… y no, no es esa la respuesta que encontré. La "ayudo" o le doy explicaciones porque todos “problemas” tiene solución, porque hay actitudes que pueden cambiarse y porque esta ceguera que hoy sufre mañana me puede ser mía. Nadie esta libre de contagiarse este mal… vos que pensas?


7 comentarios:

Humberto Dib dijo...

Karu:
Vine a retribuirte la visita y me encontré con un blog muy interesante. Decís en los datos personales que no sabías cuáles iban a ser los contenido, pero creo que vos misma vas a ir encontrando el ritmo, tu música y tus temas. En lo que se refiere a la visión, es una muy buena reflexión (que se toca con el tema de esta semana de mi blog, no sé si te diste cuenta), la visión es muy utilizada en la mitología y luego por la literatura y luego por el psicoanálisis y así. Si hablara por mi experiencia, te diría que es muy difícil ayudar a un ciego afectivo, mucho peor que a un ciego funcional, pero es apenas mi experiencia y esas cosas no pueden transmitirse.
Sea como fuere, me caíste muy bien, me voy a hacer seguidor así cada ves que postees me avisa el sistema.
Una curiosidad, ¿cómo llegaste hasta mi espacio?
Un beso y estamos en contacto... en cierta forma ciegos, en cierta forma visibles y visionarios.
Humberto.

MAR dijo...

Pienso que cuando uno cuenta sus cosas SOLO para desahogarse, moletan los consejos, al menos a mi.
Y eso de que no hay peor ciego que el que no quiera ver, es REAL, hasta yo lo experimente un tiempo.
Besos para ti con cariño tu vecina de Chile.
mar

El Gaucho Santillán dijo...

Es que la gente habla de sus cosas, para que les digan lo que ELLOS QUIEREN ESCUCHAR.

De lo contrario, se enojan. Quieren "aceptaciòn". Sentir que tienen "respaldo".

Todos son asì.

Salvo yo, que soy perfecto y siempre tengo razòn.


Un abrazo.

GusPlanet dijo...

Este es otro tema sumamente interesante y podría hablarte miles de cosas al respecto.
Con tantos años viviendo en algunos sitios diferentes y viajando por pueblos tan disímiles, aprendí un poco que cada uno debe realizar su propio camino y tener sus propias experiencias de vida, y sobre todo animarse a salir a buscar ésas experiencias ...
También en ésos viajes descubrí un libro maravilloso que se llama 'Los Cuatro Acuerdos' del maestro tolteca Miguel Ruiz. Te lo recomiendo absolutamente, busca en internet de qué se trata éso de los cuatro acuerdos y si puedes compra el libro, te aseguro que te ayudará por el resto de tú vida.
... y como dicen en éste libro: 'No te tomes nada personalmente'

""Tomarse las cosas personalmente te convierte en una presa fácil para esos depredadores, los magos negros... Te comes toda su basura emocional y la conviertes en tu propia basura. Pero si no te tomas las cosas personalmente serás inmune a todo veneno aunque te encuentres en medio del infierno", asegura Miguel Ruiz.

don vito dijo...

Hola Karu, gracias por tan bello texto,preciosa reflexión, un placer perderme entre tus letras, pasa buena tarde, besos.

Elia dijo...

Hola karu !!
Estoy encantada de haberte conocido y poder escribirte y poder leerte.Antes de nada gracias por pasarte por el blog y escribirme.
Me he leido el tuyo y me gusta porque dices cosas como esta" cosas que no quiero ni deseo callar, mis rebeldias y porque no voladuras varias...escribo porque siento porque me gusta decir y entonces mejor lo digo "...es muy importante un pequeño espacio donde poder expresar con libertad, porque en los tiempos que corren es una audacia hacerlo.
Hablando de cegueras,creo que todos tenemos unas cuantas, algunas muy gordas,de las que aunque te quites la benda y veas ya es tarde.Tu experiencia, yo tambien la he vivido y sigo sin saber muy bien como actuar...es muy complicado...y más cuando la persona te importa mucho.
Ah!! La entrada con tu abuelo,me ha emocionado porque me recuerda al mio,a el le toco vivir la guerra civil española y muchas historias tambien pero ya no esta para contarlas, le echo de menos !
Bueno, Besossssssssss

Robert Daniel Silva Maksymczuk dijo...

Que difícil es encontrar el equilibrio entre luchar por un amor y no ser un necio (ciego)! Sin dudas el amor es el área mas complicada para desarrollar esta habilidad! Hoy lo vemos de afuera y mañana podemos estar dentro!